Asesinato de John Lennon

Alrededor de las 10:50 p. m. del 8 de diciembre de 1980, poco después de que Lennon y Ono volvieran al Dakota, el apartamento de Nueva York donde vivían, Mark David Chapman disparó contra Lennon por la espalda cuatro veces en la entrada al edificio. Fue llevado a la sala de emergencia del cercano Hospital Roosevelt y fue declarado muerto a su llegada a las 11:00 p. m. Esa misma tarde, Lennon había autografiado una copia de Double Fantasy a Chapman. Al día siguiente, Ono emitió una declaración, diciendo: «No hay funeral para John», concluyendo con las palabras, «John amaba y rezaba por la raza humana. Por favor, hagan lo mismo por él». Su cuerpo fue incinerado en el Cementerio Ferncliff en Hartsdale, Nueva York. Ono esparció sus cenizas en Central Park, donde más tarde se creó el monumento conmemorativo Strawberry Fields. Chapman fue declarado culpable por asesinato en segundo grado y fue condenado a cadena perpetua en prisión, con posibilidad de conseguir la libertad condicional pasados los veinte años de reclusión; actualmente aún permanece en la cárcel, después de haberle sido negada en repetidas ocasiones la libertad condicional.

Fuente: Rock 101

Podría gustarte Autor

Menu Title