Litio, oro blanco del porvenir para México #Opinión #AquiXicohténcatl @Pedro_Tlaxcala

Pedro Morales

El tema de este lunes para esta naciente columna “En Caliente”, no es nada descabellado, el litio es un elemento determinante para el futuro y México podría ver cristalizada su 4-T, ya que desde ahora los Estados Unidos y China van por uno de los yacimientos más grandes del mundo y que es propiedad de México.

Por eso llama la atención el repentino cambio del presidente Donald Trump, el “amiguo” quien tuvo un trato demasiado amable para sus costumbres, en este reciente viaje del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

Habría que exigir nos revelen lo que se dijo esa media hora a solas -sin testigos- en las entrañas de la Casa Blanca, pero más nos sorprende el anuncio de la gira que viene a China, si observamos las ayudas que han llegado por toneladas para la pandemia de esos países.

Pero qué podría tener México que provoque tantas sonrisas forzadas, ¿petróleo?, ¿oro?, ¿plata?, definitivamente no, la respuesta podría estar en uno de los yacimientos más grandes de litio del mundo que se encuentra en nuestro territorio.

Aquí los antecedentes que han sido tema de la prensa nacional:

MÉXICO, CON LA MINA DE LITIO MÁS GRANDE DEL MUNDO; CHINOS Y GRINGOS BUSCAN EXPLOTARLA

El megayacimiento de litio en Sonora permitirá a México ser un actor principal en el sector energético en el futuro, prevé el gobierno federal

México encabeza la lista del yacimiento de litio más grande del mundo, según el ranking hecho por Mining Technology.

El reporte indica que la mina de este elemento ubicado en Sonora es el mayor depósito de elemento con  reservas probadas y probables de 243.8 millones de toneladas.

“Sonora será una operación a cielo abierto que se propone desarrollar en dos etapas, y la primera tendrá una capacidad de producción de 17,500 toneladas anuales de carbonato de litio. La segunda etapa duplicará la capacidad de producción a 35,000″, señalada este informe llamado “Las 10 minas de litio más grandes del mundo”.

En el listado, que clasifica las 10 minas de litio más grandes del planeta, según las reservas probadas y probables, Sonora supera a Humboldt County, Nevada (179.4 toneladas anuales) y Port Hedland en Australia (151.94 toneladas anuales).

“Estamos en una transición energética en todo el mundo y en el gobierno federal estamos trabajando en eso. El litio se va a convertir en el nuevo petróleo, porque es la base de los acumuladores (para los automóviles eléctricos. El litio será estratégico“, aseguró hoy el titular de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales, Víctor Manuel Toledo.

En los últimos días, integrantes del gobierno de Sonora se han reunido con la empresa minera de capital chino Ganfeng Lithium, que buscan establecerse en la región para invertir en esa zona.

“Ellos tienen más de siete mil empleados y están muy interesados en venir en enero, vienen en una misión comercial a Sonora, porque ellos tienen interés de estar aquí viendo la posibilidad de instalarse para poner una fábrica de baterías”, explicó Jorge Vidal, secretario de economía sonorense.

IMPORTANCIA DEL LITIO EN EL PRESENTE Y FUTURO

Documentos del gobierno federal indican que hay diversos productos que se pueden generar con el litio, como las baterías de los automóviles eléctricos y gadgets ya que se presentan ventajas con respecto a las pilar tradicionales, tales como:

Mayor densidad de energía por peso y volumen

Mayor vida útil

Menor peso

Funcionamiento a alta capacidad y bajas temperaturas

Mayor tiempo de almacenamiento

Otra aplicación es en la industria militar, puesto que el uso de baterías de oxihalide de litio, fueron seleccionadas para el uso en misiles de defensa aéreas y otros programas de los Estados Unidos.

Se ha potencializado un gran mercado farmacológico, puesto que la incorporación de litio metálico y algunos compuestos, se utilizan como catalizadores en la producción de analgésicos, agentes anticolesterol, antihistamínico, anticonceptivos, inductores del sueño, algunos tipos de esteroides, tranquilizantes, vitamina A y otros productos.

El carbonato de litio, grado farmacológico, es utilizado en el tratamiento de la psicosis maníaca depresiva.

Listado completo de yacimientos de litio:

Sonora, México – 243.8 millones de toneladas

Humboldt County, Nevada – 179.4 millones de toneladas

Port Hedland,  Australia – 151.94 millones de toneladas

Pilbara, Australia – 108.2 millones de toneladas

Forestania Greenstone Belt, Australia – 94.2 millones de toneladas

Greenbushes, Australia – 86.4 millones de toneladas

Quebec, Canada – 36.6 millones de toneladas

Pilangoora, Australia – 34.2 millones de toneladas

Sur de Mali – 31.2 millones de toneladas

 Harare, Zimbabue – 26.9 millones de toneladas

¿CUÁL ES EL PRECIO DEL LITIO, EL METAL DEL FUTURO?

Los precios del litio alcanzan niveles estratosféricos, las empresas mineras se apresuran para reivindicar sus derechos sobre el futuro suministro y las páginas web de inversión están al rojo vivo con la especulación en torno a las perspectivas del metal.

El fondo Global X lithium (NYSE ARCA: Global X Lithium ETF [LIT]), uno de los pocos para invertir en este sector, ha aumentado un 25% en los últimos tres meses con activos bajo gestión que han pasado de 41 a 68 millones de dólares desde el comienzo del año.

La situación ha cambiado mucho desde la década de 1990, cuando el Departamento de Energía de los EE. UU. vendió los excedentes y las minas cerraron mientras la carrera de armas nucleares llegaba a su fin, disminuyendo así la demanda de uno de los materiales utilizados en la fabricación de las bombas de hidrógeno.

Pero en 1991, el destino del material más versátil cambió cuando Sony (TYO: 6758) comercializó la batería de iones de litio, que ahora es una parte integral de casi todos los dispositivos electrónicos.

Sin embargo, ahora parece que va a obtener aún mayor éxito cuando los fabricantes de automóviles, encabezados por Tesla (NASDAQ: Tesla Motors [TSLA]), intensifiquen sus esfuerzos para fabricar en masa vehículos eléctricos que utilizan una versión mejorada de la misma tecnología.

El litio podría convertirse en el material clave en la próxima revolución verde de la energía almacenable.

Sin embargo, cuando se trata de su mecanismo de fijación de precios, el metal más ligero de la tabla periódica está rodeado de misterio.

Si el litio va a convertirse en una parte integral de la cadena de suministro de energía mundial, la opacidad de su mercado es un gran problema.

De acuerdo con el departamento de investigación del CRU Group, hay más de 20.000 $ por tonelada en el mercado al contado chino de material para la producción de baterías.

Según analistas del Macquarie Bank, se trata de 7.000 $ de las importaciones chinas de carbonato – la forma más comercializada del metal – pero solo 5.000 $ de las importaciones de Estados Unidos.

Cualquiera que sea la medida que se utilice, los precios están en alza.

El CRU estima que el precio al contado de China casi se ha triplicado desde 7.000 $ a mediados del año pasado. Macquarie, por su parte, señala que los precios de importación del carbonato chino y los precios de exportación del hidróxido han alcanzado máximos históricos.

Hay dos problemas aquí. El primero es el número asombroso de productos que se pueden fabricar a partir del litio, que van desde el estearato de litio (grasa industrial) hasta el fluoruro de litio (fundición de aluminio) o el butilitio (compuestos orgánicos).

Para la fijación de precios todos se convierten normalmente en carbonato de litio, que se utiliza principalmente para la fabricación de baterías. Pero incluso entonces, el panorama es complejo.

Existen diferentes tipos de carbonato, con material de menor calidad para las industrias de la cerámica y del vidrio, por ejemplo, mientras que el material de mayor calidad se utiliza en las baterías. Tampoco son las baterías de iones de litio homogéneas.

Hay cinco tipos principales, cada uno usa un compuesto de litio diferente.

La situación se vuelve aún menos clara porque el segundo problema con la fijación de precios del litio es que la mayor parte del comercio se realiza entre un pequeño número de productores y sus clientes.

No hay comercio de divisas ni mercado de almacenamiento; solo existe un mercado al contado muy limitado.

Esto significa que las evaluaciones de precios como las del CRU y Macquarie se basan ante todo en los volúmenes de los intercambios comerciales y en los valores comerciales publicados, un ejercicio estadístico que la complejidad de la cadena de producción del litio hace más difícil.

La (muy variable) conclusión es que la fijación de precios del litio es muy poco transparente. Oligopolio Esa opacidad es un resultado directo de la forma en la que se estructura el mercado del litio.

Solo cuatro productores controlan aproximadamente el 85% del suministro, afirman los analistas de Macquarie . La empresa chilena SQM (NYSE: SQM) y las compañías estadounidenses FMC Corp (NYSE: FMC Corporation [FMC]) y Albemarle Corp. (NYSE: ALB) dominan la producción del litio, extrayéndolo de las salinas de Chile y Argentina. Albemarle también está desarollando una mina en Nevada.

El cuarto productor es la empresa australiana Talison (TSE: TLH), que produce litio en la mina Greenbushes en Australia Occidental. Pero no es una compañía independiente, ya que el 49% pertenece a Albemarle y el 51% al distribuidor chino Tianqi Lithium (SHE: 002466), que lleva casi toda la producción de la mina para su procesamiento en China.

Este oligopolio plantea un verdadero desafío para Tesla, que necesitará alrededor de 27.000 toneladas de carbonato de litio al año para alcanzar su objetivo de ventas de 500.000 vehículos al año a finales de 2018.

Según estimaciones de Macquarie, eso equivale al 16% del consumo mundial del año pasado. Tesla parece estar confiando en una nueva generación de productores, al firmar futuros acuerdos de compra con Bacanora Minerals (CVE: BCN), propietaria del proyecto de Sonora en México, y con Pure Energy Minerals (CVE: PE), que está trabajando en el proyecto de Clayton Valley en Nevada.

Curiosamente, en el anuncio de estos acuerdos, ambas mineras dijeron que el material se suministraría a un nivel predeterminado por debajo de los precios actuales del mercado en consonancia con el objetivo de Tesla para reducir el costo de sus baterías.

Futuro incierto No son pocas las empresas que reivindican sus derechos para beneficiarse del esperado auge del litio.

Así las cosas, las interrogantes aumentan a medida que se exploran las posibilidades y solo imaginemos el surgimiento de la mano del presidente López Obrador de una economía emergente a partir de la venta de este oro blanco.

No es descabellado que al dejar la dependencia ancestral con el petróleo, del que también México exporta millones de barriles, ¿no será que mientras el mundo se para de cabeza, López Obrador ya tiene su plan hecho?.

No es tan descabellado, hay que estar muy vigilante de esta situación porque es muy posible que de la mano del litio México supere los devastadores y terribles efectos de la recesión y el hambre. ROGUEMOS PORQUE ASÍ SEA.

julio 13, 2020

Etiquetas: