Odio y miedo, las herramientas de @LorenaCuellar #ColumnaInvitada @MarLuiMos

Ya lo dijo Lupita D´Alessio: Del amor al odio…

Lorena Cuéllar Cisneros, la superdelegada que le quedó a deber a los tlaxcaltecas, la que benefició por igual a perredistas y panistas sin atender a morenistas, con terror observa cómo su mazorquita se le está desgranando estrepitósamente y al último le quedará pelada.

En días pasados vimos en una fotografía que Alejandra Roldán Benítez, quien fuera su suplente en el Senado de la República (2010-2016) y quien le consiguió la candidatura a la gubernatura en 2016 por el PRD, hoy está sumada a un proyecto político de gran envergadura y alcance, que por supuesto no es el de Lorena Cuellar.

Mientras “reporteros” de primaria trunca pretenden con infamias y mentiras denostar, sólo exhiben el odio que alimenta el grupo de lorenistas en contra de los verdaderos fundadores de Morena, sólo cabe recordar que Miguel Barbosa, el asesino de los Moreno Valle (Sus patrocinadores en 2016) es muy cercano a ella, que Dolores Padierna, la esposa del señor de las ligas, René Bejarano, también cercanos a ella, estarán dispuestos hasta a matar a quien le lleve la contraria a la también conocida como la chilindrina.

Priistas como Ignacio López Sánchez, también ha sido beneficiado por la Lore, pero ningún morenista ha sido beneficiado, pero eso sí, los empleados de la Fudestac A.C. la organización civil de Lorena, todos están en nómina de la Secretaría del Bienestar.

El Exalcalde Carlos Luna al frente del programa de becas Benito Juárez ha sido manipulado para beneficiar sólo a priistas, panistas y perredistas resentidos, pero no a la sociedad en su conjunto, pero sí ha servido como cupido para el romance inapropiado que mantiene ella con el alcalde de Amaxac, Carlos Luna Vázquez.

El panista, Sergio González Hernández, acostumbrado a su onerosidad con costosas camionetas último modelo, también ha sido uno de los grandes beneficiarios, al colar a incondicionales en programas del campo.

Así, quienes estaban con Lorena porque no había de otra, por fin vieron la luz al final del túnel y están tan aterrorizados que a todos los integrantes de su equipo político y hasta a los proveedores, ya están mandando a amenazar: ¿Estás con nosotros o no?, es la sentencia de muerte que están utilizando en contra de quienes buscan hacer negocios que no sean con la chiquis.

Salvador Ballesteros, el otrora sonriente marido de Lore, ahora es el verdugo que amenaza a propios como extraños. Hoy, en menos de 30 días, la candidatura de Lorena se ve mucho más lejana que nunca, los tlaxcaltecas están hartos de promesas incumplidas, basta recordar de cuando decía que llegara a la senaduría, luego a la diputación federal, que dicho sea de paso, quien hizo el 90% de la campaña fue la suplente, Claudia Pérez Rodríguez y finalmente cuando volvió a prometer que iba a ayudar a quienes la habían apalancado cuando fuera delegada federal.

Todos han recibido como respuesta, las promesas incumplidas de una Lorena que ve con rencor profano a quienes no le rinden tributo. Así es la enfermedad de poder, así es ella.

EL Presidente López Obrador está muy consciente de ello y la presencia de Dulce Silva en el escenario político de Tlaxcala es un peso muy grande para la chaparrita, que no ha dudado en lanzar a sus perros de presa a atacar lo mismo en redes sociales que en algunos pseudo pasquines locales que carecen de toda credibilidad entre tlaxcaltecas.

Su desesperación es tal, que los medios de comunicación, liderazgos regionales y municipales están marcando ya su distancia del proyecto lorenista que no veía competencia en Morena, que tal como reza el dicho, del plato a la boca… se cae la sopa.

agosto 19, 2020